Te enseñamos

Moderada

De qué podemos hablar con una persona con alzhéimer

Recordar el pasado constituye una buena estrategia para lograr conversar con este tipo de pacientes

    A Pedro le entristecen las comidas familiares en las que su madre, Mercedes, está presente. Él, siempre tan protector, se sienta a su lado y se encarga de que no le falte de nada: el pan, el vaso de agua lleno, las gambas peladas, un buen trozo de tarta… A pesar de sus esfuerzos, se sigue sintiendo triste porque Mercedes apenas participa en las conversaciones. Todos hablan y ella come en silencio. Le gustaría tanto que dijera algo, que, al menos, sonriera, pero muy pocas veces lo hace. En realidad, solo para quejarse o cuando está enfadada.

    Sin embargo, esta vez, Pedro ha ideado un plan; un plan que le ha soplado Home Instead Senior Care. En el post Consejos para tener una conversación con personas con alzhéimer, encontró una buena idea que piensa probar.

    La autora comentaba una situación similar a la que Pedro vive con su madre hasta que un día, a raíz de un anunció sobre anillos de compromiso que apareció en televisión, ella le preguntó cómo se le había declarado su padre. Entonces, los ojos de su madre recuperaron la viveza que solían tener, y le contó, con todo detalle, cómo se produjo ese momento. Hacía mucho tiempo que ella no hablaba tanto…

    Cuando Pedro lo leyó, se dio cuenta que no sabía nada de esa etapa de la vida de su madre. Quería romper el muro que la rodeaba con las preguntas adecuadas. Preguntas como: ¿De qué logro te sientes más orgullosa? ¿Cuáles han sido los momentos más felices de tu vida? ¿De qué te sientes más agradecida?

    En la próxima comida se acabarían las quejas sobre esto o aquello, los comentarios sobre la crisis o los planes de futuro de sus sobrinos; esta vez el centro sería su madre.

    Para conseguirlo se confabuló con su hermana, su cuñado y sus sobrinos, el núcleo duro, y les preguntó si querrían conocer todas las historias de su familia. Y resultó que estaban encantados.

    Según Dr. Amy D’Aprix, un experto en envejecimiento, “Compartir recuerdos es el mejor modo de profundizar en la relación con familiares más mayores”.

    Entre las preguntas que sacaría estaban: De todo lo que has aprendido de tus padres, ¿qué es lo que más valoras?

    Será interesante ver cómo la vida de los padres de su madre han influido en ella y cómo ella ha influido en él, y cómo sus sobrinos siguen impregnados de los mismos valores.

    Otra pregunta: ¿qué es lo que ella opina del trabajo duro o de la responsabilidad o del amor propio o de la fidelidad? Qué le enseñaron sus padres sobre todos estos valores.

    La que más le gustaba a Pedro era: ¿cuál fue el momento o los momentos más importantes de su vida y cómo la afectaron? Será interesante comparar los suyos con los de él. Quizá coincidan.

    Y comprobar cómo se presentaron…  si ella sabía que ese momento iba a decidir su vida o si nunca sospechó la importancia que iba a tener.

    A veces las mejores historias las tienes al lado y ni tan siquiera te has parado a preguntar por ellas. Pedro ahora está dispuesto a hacerlo. Tiene mucha curiosidad por ver cómo su madre responde.

    Irá despacio, por si roza algún «tejido delicado».  El juego tiene reglas muy claras. Si su madre se siente incómoda, parará y desviará la conversación hacia otro lado.

    Su hermana cree que a su madre le va a gustar compartir algunos secretos que ella ya conoce. Como qué sintió la primera vez que su padre la besó.

    -Ah, ¿pero tú sabes eso?, le preguntó Pedro a su hermana.
    -Sí, mamá me lo contó una tarde, paseando…
    -Ah, ¿y qué te dijo?
    -Pregúntaselo. Seguro que le encantará contártelo.

     

    Fecha de publicación: 10 mayo 2016

    CONDICIONES DE USO DEL SERVICIO

    La información facilitada por este medio no puede, en modo alguno, sustituir a un servicio de atención médica directa, así como tampoco debe utilizarse con el fin de establecer un diagnóstico, o elegir un tratamiento en casos particulares. En este servicio no se hará ninguna recomendación, explícita o implícita, sobre fármacos, técnicas, productos, etc. que se citarán únicamente con finalidad informativa. La utilización de este servicio se lleva a cabo bajo la exclusiva responsabilidad de los usuarios.

    ¿TE AYUDAMOS?

    Estamos a tu lado para ayudarte a buscar soluciones que se adapten a ti y a tu familiar.

    01

    Residencias mayores

    Estancias temporales y permanentes con equipo médico propio para que tu familiar esté siempre bien cuidado.

    02

    Centros de día

    Con servicios de estimulación cognitiva y física y un programa amplio de actividades adaptadas a personas mayores.

    03

    Servicios a domicilio

    Amplia oferta de servicios de especialistas a domicilio para que tu familiar esté en las mejores manos: cuidadores, fisioterapeutas, enfermería…

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    * Campos obligatorios

    Artículos relacionados